¿Por qué comen hierba los perros?

¿Por qué comen hierba los perros?

Es un hábito muy común en los perros, no hay por qué preocuparse, en principio, porque coman hierba. En pocas ocasiones esta ingestión es debida a problemas digestivos u otros de tipo médico, de ser así las causas más probables son:

  • Malestar digestivo: por ejemplo, dolor de estómago. Este motivo sí que sería para purgarse, ingiriendo gran cantidad de hierba prodría provocarse el vómito para sentirse mejor;
  • Falta de nutrientes: necesitan incorporar algunos nutrientes en la dieta, en este caso fibra;
  • Parásitos: en caso de perros con parásitos digestivos, la fibra de la hierba puede tener efecto de arrastre. Además, estos parásitos pueden provocar malestar digestivo y pérdida de nutrientes.

 

Si no hay problema médico ¿cuál es el motivo?

Lo cierto es que existe poca información sobre este hábito y existen pocos estudios al respecto. En uno de los estudios se concluye que un alto porcentaje de perros ingiere hierba habitualmente pero solo un pequeño porcentaje de éstos la vomitaba o solía tener problemas digestivos frecuentes.

Por otro lado, en los artículos se concluye que puede ser una conducta heredada de su antepasado, el lobo, que ingería hierba, además de indirectamente a través del estómago de sus presas, de forma directa. Este consumo de hierba se cree que era debido a la presencia de parásitos intestinales. Por tanto, la hierba, tendría un efecto de arrastre de estos parásitos y, además, para aumentar el peristaltismo intestinal y así favorecer la eliminación de los parásitos.

 

¿Debo dejar que se la coma?

Aunque nuestro perro coma hierba, esto no quiere decir que presente ningún probema de salud, sin embargo hay que tener algunas precauciones con la hierba que come, ya que existen plantas tóxicas o pueden haber sido fumigadas.

Por otro lado, el perro que se intenta provocar el vómito de forma continua y presenta alguna lesión o cuerpo extraño en estómago, ese esfuerzo al vomitar puede agravar los síntomas, por lo que se debe observar bien al animal en esos casos, ya que aquí sí que habría problemas digestivos graves y sería motivo de consulta veterinaria.

Irene Martínez
Médica veterinaria

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *